FANDOM


El Diario de una Científica
Pertenece a: Mari
Clasificacion Apto Para Todo Publico
Género Didáctico
Estado En Progreso
Ambientada en (?)
Personaje (s) [...]
Cronología
El Diario de una Científica


«Jamás rompas una familia, las familias son lo mejor que tendrás en la vida. La familia te ama ya sea en las buenas o en las malas, si eres delincuente o un angelito. Aprécialas, valora las familias, pues si las pierdes, quedarás solo »

~ MdC


Acto 1

(Se ve a Cadance en el castillo de Canterlot, junto a Celestia hablando sobre una vidriera. Estas dos estaban admirando el arte mientras platicaban seriamente.)

Celestia: Algún día volverá mi hermana. Sólo que, pasará mucho desde entonces.

Cadence: ¡Ya volverá, ya verás!

Celestia: No es que vuelva, Cadence, es que vuelva aún siendo Nightmare Moon. Eso me preocupa.

Cadence: ¡Tranquila...! ¡Aún falta tiempo! Tienes suficiente como para pensar en algún remedio para tu hermana Luna.

Celestia: Seguro. Bueno, Cadence, puedes retirarte. ¡Ah! Y suerte tu primer día de niñera con Twilight Sparkle, noto que tiene muy buen potencial.

Cadence: ¡Si que sí! Adios compañera. (La abraza y se aleja del castillo)

(El castillo queda en completo silencio. Mientras Celestia repasa con una mirada la vidriera, que era de Nightmare Moon, y hace mutis. De fondo, se escucha pequeños trotes que cada segundo se hacen más fuertes. En eso,Celestia mira directamente a la entrada del pasillo, esperando esa visita inoportuna.)

Guardia: (trotando hacia Celestia) Mi señora, ha vuelto.

Celestia: (asombrada) No...no puede ser...

(Celestia corre hacia una sala, que de esta se escucha una explosión, y la abre con unas técnicas mágicas que solo ella conoce.)

Leysley Heartbeat: (explota otro frasco) ¡Ka-Boom!

Celestia: ¡Leysley! ¿Qué haces aquí? ¿Qué es todo esto?

Leysley: ¡Ah! Cosas~

Celestia: Te dije que no hicieras estas cosas en el castillo... ¡por algo te entregué una casa en Ponyville con un laboratorio subterráneo!

Leysley: ¡Lo sé! Solo es que aqui hay algo que necesito... ¡Aqui está! (Agarra un chip y sonrie) ¡Y yo me voy! ¡Adios! (Se va corriendo del castillo)

Celestia: Ahm... (Extrañada, rie un poco) Ay...esta Leysley.

Leysley: ( a lo lejos) ¡Cel! ¡Que ya he investigado algo sobre Nightmare Moon! ¡Sé todos sus puntos débil-!

Celestia: (le corta la conversacion) ¡No digas más, Heartbeat! ¡Solo son cuentos de potrillos!

Leysley: (Yendo a su casa, murmurando) Si, sho no me lo trago.

(Leysley Heartbeat llega a su casa, camina pasando por el salón y pasando de largo a su marido que leia el periódico tumbado en el sofá)

Ban Anatomic: Este tal SúpAnCúr News va a ganar un pastón vendiendo estos periódicos, debería dedicarse a esto, sí señor.

Leysley: ¿Dónde dejastes a Banana?

Ban: (pasa página del periódico) En su habitación, ella se entretiene mucho con los juguetes.

Leysley: ¿Te refieres a esos que comprastes con forma de astros, estrellas y no sé por qué pero tambien un kit de astrónomo?

Ban: (Se levanta del sofá y deja el periódico en la mesita) ¿Qué? A ella le gusta.

Leysley: Será porque no tiene otra cosa mejor que hacer.

Ban: ¡Oh! Hablando de eso, ¿tienes el chip?

Leysley: (lo muestra) Se lo fangué a Celestia de una manera hermosa.

Ban: Ahh yo no dudaría eso, tu eres la más hermosa.

Leysley: Asdfg si, bueno... ¡Al laboratorio!

Ban: Sonastes muy infantil.

Leysley: Ya verás que lo agarran como slogan.

(Leysley y Ban se dirigen a un pasillo que conecta todas las salas, en ese pasillo hay una puerta subterránea. Leysley la abre, y los dos bajan al laboratorio subterráneo, donde se ponen cascos a la obra)

Ban: ¡Bien...! ¿Qué teniamos que hacer?

Leysley: (Va a una barra blanca y ancha, y deja el chip encima de ella) ¡Ya te lo dije, hombre! ¿Recuerdas lo que nos dijo el doctor Chivo?

Ban: (imitando la voz del doctor) "No puedes tener más hijos."

Leysley: (Colocando microchips en el chip) Banana se siente sola, es hija única, pronto será su segundo cumpleaños y no tiene a nadie con quien compartir sus experiencias, sus secretitos, y sus juegos...

Ban: (Rascándose la cabeza) ...¡Oh! (Se ajusta las gafas) Los, los, los cables (se los da a Leysley) Ya entiendo por donde vas.

Leysley: No seas tonto Ban, ¡ya te lo habia dicho!

Ban: Si, ok, emm, sí, ¡¡seriedad!!... (hace mutis unos segundos) ¿Al final haremos el robot?

Leysley: Sí.

Ban: ¿Sí?

Leysley: Sí.

Ban: ¿Sí?

Leysley: Sí.

Ban: ¿Sí?

Leysley: Ban, ¡por favor! ¡Deja de hacer tonterias!

Ban: (riendo) Está bien, está bien, ya tendremos tiempo...

Leysley: Tenemos todo el día para acabar el chip que dará fuerza al robot, es como...el corazón del robot.

Ban: (Se limpia las gafas) ¿Todo el día? Tengo suficiente con 5 segundos. (Hace juegos de cascos y modifica el chip en un abrir y cerrar de ojos) Listo...ahora te toca a tí.

Leysley: Está bien. (Toma con cuidado el chip y le coloca una microbombilla) Por ahora se quedará así. (mirando atentamente el chip) Pero que cosha másh lindah.

(Los mimos de Leysley ocasionan que el chip reaccione y encienda la bombilla)

Ban: ¡Si la niña levantara la cabeza...! ¡El chip siente lo que dices!

Leysley: Chip...Chip...debemos ponerle un nombre decente.

Ban: ¡Mostrémoselo a Bany y que ella decida el nombre!

Leysley: ¿Seguro? Teniamos en mente crear un robot completo que se nos pareciera para que Banana sienta que es su hermano...

Ban: Piensalo. Aún sigue sola. Y le interesa lo que hacemos, ¿qué quieres que sea de mayor? ¿Frutera? ¿Chatarreta?

Leysley: Ahh...está bien. ¡Vamos!

(Ban lleva el chip levitándolo y los dos salen del laboratorio. Trotando con mucha alegría van hacia la habitación de Bany y la encuentran con la cola en su boca)

Leysley: Ahh nena cuántas veces te he dicho que te quites eso de la boca (le quita la cola de la boca a Bany)

Bany: (le saca la lengua y se la vuelve a meter en la boca)

Ban: Mira Bany, mira lo que te hemos hecho, ¡tu regalo de cumpleaños adelantado! (Leysley le da un codazo flojo, y este la mira de reojo)

Leysley: (Molesta haciendo lenguaje de cascos)

Ban: (Con cara inocente haciendo lenguaje de cascos)

Leysley: (Resopla y le sonrie a Bany) ¡Sí! Teniamos tantas ganas de hacerte esto que hoy ya lo terminamos!

(Ban le muestra el chip a Bany. Banana lo mira extrañada, lo olisquea, escupe su cola de la boca y le da un toquecito al chip. Esto ocasiona que la microbombilla se encienda y se apague, y hace que Banana ría.)

Leysley: Oye mira, ya se agradan!

Ban: Al menos así se entretendrá.

Leysley: Bueno, un problema menos. Ahora debo seguir buscando qué es lo que puede comer nuestra niña.

Ban: ¿Has probado con heno? ¡A todos nos encanta!

Leysley: Ban, ya te lo he... (ve que Bany les mira curiosa) Ahm. (Sale de la habitación de Bany junto con Ban y susurra) Ya te lo he dicho, Bany nació con un problema que no le permite comer nada, excepto algún componente que debo buscar.

Ban: (Pensativo) Intenta darle de comer un pequeño trocito de cada comida del mundo, a ver si encuentras alguna que le sirva.

Leysley: Sí. Pero lo que me preocupa es que a cada comida a ella le sienta muy mal y su cuerpo reacciona raro.

Ban: Un trocito. Chiquitito. Si tiene síntomas, eso durará muy poco, ¿no?

Leysley: Tienes razón. Eso haré.

Ban: Además... no quiero que le pase nada a Bany. Ella es...especial.

Leysley: ¿Por tener esa rara enfermedad?

Ban: No. Por tener unos padres asombrosos. (Abraza a Leysley)

Leysley: Bueno, cascos a la obra.

(Cada día, a cada hora, Leysley iba buscando comida y dándosela a su hija. Lo peor es que la pequeña sufría: dolores de barriga, cambios de color, cambio de raza, de voz, de sexo, dolor de cabeza, disminución del cuerpo, aumentación del cuerpo, pero ni rastro de algo que le sirva para comer. Muchos de estos síntomas le fueron mal no solo a ella, sino a la ciudad de donde estaban: casas destruídas, las torres gemelas caídas, muchas quejas y rencor. Hasta ahí Leysley pensó, que si no es con comida herbívora, tocará comer un poco de carne. Cazó cerdos, vacas, incluso ponys, todo para buscar qué comida puede comer su hija. Pero ni rastro de ella. Ya rendida, Leysley quedó sin ideas)

Leysley: He hecho todo lo posible, ¡y no he encontrado nada!

Bany: (extrañada) Nu paza nada mmi.

Leysley: (respira hondo) Lo sé...para ti no pasará nada...pero enrealidad te pasará de todo...(pensativa) Un momento...Ven conmigo.

(se van a una granja)

Bany: ¡Ganja!

Leysley: Y bien... ¿qué ves por aquí?

Bany: 'nimalez

Leysley: Venga, diviértete con ellos. (Bany se va a jugar, mientras esta saca un mapa) Vale, ¿cómo pudimos acabar en Cantermarca? Vale esto tengo de ventaja, los de aquí también comen carne. Veamos... ¿qué otra cosa no ha probado Banana? (ve que Bany persigue a unos pollitos y es perseguida por gallinas) ...oh ninda... ¡eso es! (va con los granjeros y estos les da un trozo de pollo) Ven Bany; ven aquí.

Bany: Kejejo?

Leysley: Toma, come un poco, espero que te sienta bien.

Bany: (insegura mira el trozo de pollo pensando en alguna que otra cosa mala que le podría pasar) Etá biem...(se come el pollo)

Leysley: (sonriente) ¿y bien?

Bany: ...zabe feo, no me guta.

Leysley: ¡No ha sucedido nada! (lanza por los aires a Bany y la abraza sentimental) Mi niña, ya puedes comer, pero...solo esto. ¿sí?

(Bany no entendía, pero a lo largo de los días se dió cuenta que sólo podía comer pollo, cosa que no le gustaba, de echo, lo odiaba. Días después de su cumpleaños, Leysley pensó más en su hija, e ideó un plano de lo que sería la comida de Bany para toda la vida. Bany adoraba las bananas, pero no podía comerlas porque moriría, pues es alérgica al potasio. Leysley planeó una receta llamada "BSaP", y que haría que Banana se sintiera feliz comiendo lo que odiaba, porque "la imagen lo es todo". Una receta que muy pronto serviría para la vida de Banana. Una receta con forma de banana pero de sabor a pollo. "Bananas Sabor a Pollo".)

Acto 2

(Ya pasado el segundo cumpleaños de Bany, la familia pensó en un modelo mejor para el chip con microbombilla, de echo le apodaron "Kariumu 1.9", y para conseguir hacer un robot de último modelo, muy moderno y como un pony normal, decidieron insertar el chip en un tornillo con un logotipo de una banana)

(Se abre el telón. Tiempo después, Ban Anatomic muestra su viejo telescopio a su hija, y los dos deciden ver las estrellas al lado de la casa. Ban descubre que pronto caerá una estrella fugaz, y accede a probar.)

Bany: ¡Papá, papá! ¡Rápido! ¡Arma el telescopio! ¡Que se nos va!

Ban: Ya voy hija mía, ya, voy (colocando el telescopio en el pasto)

Bany: ¡Sisisiii! (se asoma a ver) ...

Ban: ¿La ves? (emocionado) ¿La ves?

Bany: ...¡no veo nada! ¿Papá te has olvidado de quitar la tapa de protección?

Ban: ¿Qué? Jaja, Bany, pues claro que lo hice, siempre lo hago (mira a ver si quitó la tapa) ... (avergonzado, quita la tapa) Ahora sí.

Bany: (ríe) hahaha hay papi!!

Ban: (sacando la lengua avergonzado) sí, bueno, ¿ahora ves algo?

Bany: ¡¡Veo muchas estrellas!! ¡¡Pero no encuentro la fugaz!!

Ban: Tan solo...espera... veamos... (haciendo pequeños cálculos mentales y coloca el telescopio en un punto del cielo) Por ahi aparecerá la estrella fugaz. ¡Estate atenta!

Bany: ¡Sisisiii! ¡¡Llama a mami para que pueda verla!!

Ban: Cariño; Mami está durmiendo a estas horas, además, ha tenido un día muy agetreado. Pero mañana puedes hablar con ella y contarle lo que vistes. ¿Te parece?

Bany: ¡Sii! (mirando impaciente el telescopio) ¡¡Ahhh ahi está!!

Ban: (observando de reojo sonriendo a Bany, disfrutando del momento) Es bonito, ¿verdad?

Bany: (obserbando por el telescopio sin perder ningún detalle) ¡sí! ¡y asombroso!

Ban: Seguro, pero la bonita y la asombrosa aquí, eres tú, mi burriquita.

Bany: Hahaha hayy papi!! (lo abraza)

Ban: Y...se fue, hasta luego estrellita. (mira a Bany inocentemente) Es hora de dormir, debes descansar para que mañana mamá te vea linda y reluciente, de seguro quiere saber cómo fue esa estrella fugaz. Y yo te acompañaré para disfrutar el momento en familia.

Bany: ¡Sí! (se va corriendo a la casa)

Ban Anatomic: (la acompaña a su habitación y la acuesta en su cama) ¡Venga pequeña! (Le da un beso en la frente y la arropa) Que sueñes con las estrellas.

Bany: (rie y le abraza)

(Ban Anatomic se va de la habitación y baja el telón)


(Se abre el telón lentamente y se ve a Ban Anatomic en el salón respondiendo a todas las cartas)

Ban: (tirando cartas) Facturas, facturas, oh, publicidad.... espera... ¿y este sobre negro? (lo abre) "A todos los unicornios, se os necesita en Inuland y/o Nekoland, id cuando leais la carta, en los reinos se os dirá el por qué" ... Oh no. La Guerra ha comenzado, y...tengo que ir yo...

(Ban Anatomic va a su habitación y despierta lentamente a Leysley)

Leysley: (despierta y bosteza) ¿...Ban...? Son las 3 de la madrugada...

Ban: (temblando le muestra la carta) ...Debo ir...

Leysley: (se tapa la boca con los cascos y con voz temblorosa) ...no...

(Desde ese día, Ban Anatomic se fue a la Guerra, y nadie supo más de él. Esta no fue la primera desgracia de la familia, pues en el próximo cumpleaños de Banana, todo cambiará fuertemente. Se cierra el telón.)


(Se abre el telón y se ve a Banana y a su madre Leysley viendo las estrellas en la noche del tercer cumpleaños de Bany)

Bany: Ojalá papá hubiera estado aqui para haber disfrutado de mi cumpleaños...

Leysley: (Sonrie triste) No temas mi vida; Él está orgulloso de ti, mira, de seguro, estaría con nosotras dos, observando el cielo estrellado.

Bany: ¡Si! Cuando vuelva, ¡quiero regalarle algo bonito!

Leysley: ¿Algo bonito? ¿Como qué?

Bany: ¡¡Hummm...!! ¡Una estrella!

Leysley: (Ríe) ¿Y cómo piensas hacer eso, tontita?

Bany: ¡Subiré ahi, capturaré una estrella, la meteré en un frasquito, la mantendré hasta que papi vuelva y se la daré!

Leysley: Hehehe... no puede ser así, Bany. ¿Sabes lo que es una estrella?

Bany: (hace pequeños pucheritos, medio molesta) puesh....son cuerpos celestes...

Leysley: Exacto. Pero no solo eso. (Señalando el cielo nocturno) Tú sabes perfectamente que ahí arriba hace muuucho mucho frío pero... ¿Sabes que las estrellas están a altas temperaturas? ¡Por eso brillan!

Bany: ...¿cómo...?

Leysley: Verás. Ya conoces los tres estados de la materia: Sólido, Líquido y Gaseoso, ¿no?

Bany: (asiente, confundida)

Leysley: Pues, hay muchos más estados, creo que...unos 7, ¿y sabes cuál es el cuarto?

Bany: (niega con la cabeza)

Leysley: El Plasma. ¿Y sabes por qué te digo yo esto? Para que un objeto sea plasmático, debe estar a altísimas temperaturas, ¡tales como el Sol y las estrellas!

Bany: Oooooooooooh.

Leysley: (apoya su casco en el hombro de Bany) ¿Y cómo piensas capturar una estrellita? (Sonrisa burlona)

Bany: ....

Leysley: (rie, y Bany se rie también) ¿Qué te parece si "cogemos" una estrella y se la regalamos a papi?

Bany: ¡¡Sii!! (Mirando el cielo, observadora) ¿Qué tal esta? (señala una estrella al lado de la Luna)

Leysley: ¿Te gusta esa, eh? Muy bien; Entonces, esa estrellita a partir de ahora será nuestro regalo para papá. (Sonrie dulcemente)

Bany: ¿Y crees que papá estará observando también el cielo, mami?

Leysley: (asiente) Seguro... a tu padre le encantan las estrella.

Bany: ¿Le gustará nuestra estrellita?

Leysley: (asiente) La más bonita de todas, porque tú la escogistes.

Bany: ...Mami...

Leysley: ¿Sí, Bany?

Bany: ¿...Me prometes que prontito estaremos todos juntos?

Leysley: (Sonrisa triste) Claro cariño. Estaremos papá, mamá y tú aqui, sentados, observando nuestra estrellita.

Bany: (Animada) ¿De verdad?

Leysley: (Asiente, con una sonrisa dulce y tierna) De verdad.

Bany: (bosteza) Eso espero...

Leysley: Debes ir a dormir (la carga) Has estado todo tu tercer cumpleaños dando saltos de alegría, por cierto, ¿dónde dejastes a Kariumu 1.9?

Bany: (lo saca de la melena) Aquí está.

Leysley: Anda, duerme con él. (coloca a Bany en su lomo y entra en la casa)

(La bombilla parpadea)

Bany: (viendo la bombilla de Kariumu 1.9) ¿Quieres dormir ya? ¡Perfecto! (abraza la máquina)

Leysley: (con media sonrisa coloca a Banana en su habitación y la tapa) Buenas noches Bany, y no te preocupes por papá, pronto regresará y seremos una gran familia otra vez, ¿sí?

Bany: (asiente inocentemente mientras abraza a Kariumu 1.9)

Leysley: Hasta mañana. (Le da un beso en la frente a Banana, una pequeña acaricia a Kariumu 1.9 y se va de la habitación)

(Leysley decide ir a la cocina, pero mientras va de camino se percata de que la puerta de la casa estaba abierta)

Leysley: ¿No la cerré? (Cierra la puerta con seguro) Bueno, de vuelta a la cocina, un vasito de leche para mí, y a dormir.

[Construcción]

El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.